Tarifa

El término municipal de Tarifa se encuentra situado en el extremo más meridional del Occidente europeo, siendo el punto más cercano al continente africano.
Es de destacar que cuenta con la mayor extensión de litoral de toda la provincia, 37,8 Km de playas arenosas y poco profundas. Mientras que en el interior predominan las montañas y sierras (Fates, de la Plata, Saladavieja, Ojén y Cabrito) entre los valles de la antigua Laguna de la Janda.
Tarifa es rica en espacios naturales; tanto es así que gran parte de su mitad oriental está incluida dentro del Parque Natural de los Alcornocales
Si vienes a Tarifa, no pierdas la oportunidad de visitar lugares únicos en el mundo, llenos de encanto. Elige entre un amplio menú de posibilidades y propuestas:

Puerta Jerez: es uno de los monumentos más emblemáticos e importantes de la ciudad. Tras la conquista cristiana se amplió las murallas y se abrió la puerta de jerez.
En el año 2000 fue restaurada, habilitándose un espacio para la colocación del cuadro "El Cristo de Los Vientos" obra del artista Tarifeño Guillermo Pérez Villalta. El escudo situado en la leyenda que recuerda la toma de la ciudad por sancho IV el Bravo en 1292.

Iglesia de San Mateo: de estructura gótica terminada ya bien entrado en siglo XVI. Conserva algunos cuadros y esculturas barrocas de interés, así como varias obras notables de orfebrería.

El Mirador del Estrecho: un mirador enclavado en la muralla. También encontramos el Edificio del Ayuntamiento en la Plaza de Santa María o de ranita.

Castillo de Guzmán El Bueno: datado del año 960, por orden del califa Abderramán III, se levantó sobre las ruinas de un posible campamento militar romano. Recientes excavaciones arqueológicas efectuadas en el Castillo han descubierto la existencia de vestigios de la Edad de Bronce, época Púnica, Ibérica, así como del alto y bajo Imperio Romano desde su etapa inicial republicana. Tras la conquista cristiana por el Rey Sancho IV El Bravo en 1294 se produce el acontecimiento que ha dado renombre mundial a Tarifa. La actitud heroica de Guzmán El Bueno, el cual prefirió sacrificar a su hijo antes de entregar a los musulmanes el castillo que el rey le había confiado.

Iglesia de San Francisco: de estilo Barroco  y Neoclásico

Castillo de Santa Catalina: construido en la segunda década del siglo XX, siguiendo el estilo neorenacentista. Parece ser que, antiguamente, allá por el siglo XVI, en el cerro hubiera una ermita.

Isla de las Palomas: es en esta es donde se encuentra el punto más meridional de Europa, separando el mar Mediterráneo del Atlántico.

Paseo Marítimo: que se extiende hasta el Campo de Fútbol, continúa por la costa (PN del Estrecho) un camino de pasarelas de madera hasta el Río La Vega.

Visitas arqueológicas: a huellas de antiguas civilizaciones asentadas en el término municipal de Tarifa son muy numerosas. Pinturas rupestres en abrigos y cuevas naturales, tumbas antropomorfas y conjuntos dolménicos, cuya visita debe realizarse previa consulta al Patronato Local de Turismo de Tarifa (Tfno: 956 680 993), donde nos informarán sobre los permisos necesarios para acceder a estos lugares protegidos.

Necrópolis de Los Algarbes:
 Considerado el conjunto arqueológico de la Edad del Bronce más importante de la provincia. Se compone de tumbas excavadas en arenisca, en cuevas artificiales y galerías dolménicas.

Conjunto arqueológico de Baelo Claudia:
 Ciudad romana levantada a fines del siglo II a. C. en la ensenada de Bolonia que se extiende por unas trece hectáreas ordenadas en torno a las vías principales, Cardo y Decumana, y cerradas por un perímetro amurallado. El itinerario de la visita discurre por el foro y sus alrededores, los templos del capitolio, dedicados a Júpiter, Juno y Minerva, la curia, las tiendas y viviendas, la basílica y el mercado. Prosigue con el teatro, las termas las factorías dedicadas a las salazones de pescado, las murallas y la necrópolis.

Torres almenaras: integrantes de la red de construcciones de vigilancia del litoral gaditano, en Tarifa se encuentran las torres de La Peña o de la Roca del Ciervo, la más antigua; la de Guadalmesí, de Punta Paloma, de Cabo de Plata, de Cabo de Gracia y de la Isla de las Palomas, estas dos últimas convertidas en faros. En el interior se hallan las torres del Rayo y del Pedregoso.

Como la mayoría de las webs, usamos cookies. Si continúas navegando entenderemos que estás de acuerdo. Ver política